Brioche con queso mascarpone


No recuerdo haber hecho nunca un brioche pero si alguna vez lo hubiera hecho no creo que se pareciera siquiera a éste porque no lo hubiera olvidado. Receta bien guardada para que no se pierda. Ya me diréis si lo hacéis.        
INGREDIENTES

Para la masa:
500 gr de harina de fuerza El Amasadero
1 huevo L
120 gr de leche entera
250 gr de queso mascarpone o queso crema
100 gr de azúcar glass
10 gr de levadura fresca
5 gr de sal marina fina
50 gr de mantequilla a t/a cortada a dados
100 gr de cacao soluble negro 70%

Para la cobertura:
150 gr de azúcar glass
1 yema de huevo
2 cucharadas de leche entera

ELABORACIÓN

  • Poner en el vaso de la Thermomix la leche y programar 37º 3´velocidad 3.
  • Añadirle la levadura desmenuzada y volver a programar sin temperatura 15´´ velocidad 3.
  • Incorporar el queso, el azúcar, el huevo, programar sin temperatura 30´´ velocidad 3.                 


  • Ahora le incorporamos la harina y la sal, así no rozará la levadura. 
  • Programamos 5´velocidad espiga. Una vez acabado el tiempo dejamos en reposo la masa 10´.
  • Así tres veces más, con la diferencia que al hacer el cuarto amasado le echamos la mantequilla a t/a cortada a dados. 
  • Una vez terminado tapamos el vaso, con el cubilete puesto, con un trapo y así lo dejamos hasta que la masa duplique el volumen. Lo notarás porque el trapo se levantará al intentar la masa salir por el cubilete.  A mí me tardó dos horas en subir.                                        
  • Sacamos la masa a un bol y desgasificamos un poco, no hay que amasarla mucho porque tiene que estar blanda y elástica, pero que no se pegue a las manos, solo darle un poco de forma redondeada. 


  • Tapamos con papel film y la dejamos levar de nuevo, otra vez debe agrandar volumen, puede que no se duplique, pero sí que crezca dentro del bol. A mí me tardó 50´en subir.  


  • Colocamos en la encimera y dividimos en dos la masa. Yo la pesé y tenía 1.200 gramos. 
  • Más o menos se calcula a ojo el corte para después hacer de nuevo las pequeñas bolas que forman el brioche.  

  • Cada parte volvemos a dividir, como pesaba 600 gramos cada una la partí en cinco trozos de 120 gramos cada uno. No es exacto el peso pero intenté calcularlo lo mejor posible. 
  • Se bolea cada pedazo de masa, suavemente y cuando veamos que no se pega a la mano ni a la encimera, se van colocando en el molde. Yo usé uno de Le Creuset que es para quiché y mide 28 cm de diámetro. 
  • Las cinco partes de una mitad las puse tal cual, pero a las otras cinco fuí pasándolas por el cacao que había puesto sobre un cuenco pequeño, así el brioche quedó bicolor y después, al cocerse en el horno, quedó un marmolado muy suave. 
  • Con éste molde no tuve que engrasar ni poner nada para que no se pegara, es totalmente antiadherente.  
  • Una vez colocados todos los trozos, tapamos con un trapo y lo dejamos levar hasta que se agranden un poco. A mí me tardó 45´en subir. 
  • Precalentamos el horno, poniendo la temperatura a 220º, arriba y abajo. 
  • Separamos la yema de la clara y le añadimos dos cucharadas de leche entera. Untamos con una brocha cada pare del brioche, que no se nos quede atrás ningún hueco. 
  • Bajamos la temperatura del horno  a 180º y colocamos el molde  sobre la rejilla. 
  • Yo le pongo una bandeja con agua para que los primeros 10´suelte vapor y el brioche quede más esponjoso.
  • En unos 25 a 30´tendrás tu brioche. 




Cuando lo saquemos del horno, aún en caliente, se espolvorea el azúcar glass por encima, yo le puse bastante. espero que os guste tanto como a mí. Buen provecho.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Tarta de Queso Crema de "La Viña". Receta original.

Albóndigas al curry

Fiambre de pechuga de pollo adobada